El regreso al cole

Se acerca el regreso al cole; padres, madres e hijos ya tenéis ganas de volver a la normalidad, al orden que un horario escolar impone.
Dejando a un lado el inicio de la escolarización, los que se incorporan por primera vez a la escuela infantil, y de los que me ocuparé otro día, ¿qué consejos podemos dar como pediatras para una vuelta al cole más saludable?.

No suele plantear ningún problema el regreso de los mayores, salvo si hay cambio de escuela o si es el primer año de instituto; los cambios suponen toda una adaptación que será más o menos fácil dependiendo de la personalidad del niño o adolescente, de si se hace en grupo o es una adaptación en solitario. Es bastante frecuente la consulta, en los primeros meses de curso, de niños con dolores abdominales o vómitos matutinos que son la manifestación del miedo al cambio, a un ambiente nuevo al que se han de adaptar, a crear nuevos amigos, miedo a no ser aceptados. Nuestra actitud ha de ser de mucha tranquilidad, que sepa que entendemos lo que le pasa y estaremos ahí en el proceso de adaptación pero, como suelo decirles a los padres, siempre “empujando hacia afuera”. Si pasados unos días el manejo de la situación lo requiere no dudéis en hablar con su tutor y consultar a vuestro pediatra.

En los más pequeños, que siguen escolarizados en el mismo colegio, debemos ir hablando de la vuelta al cole, ilusionándoles con volver a ver a los amigos, con todo aquello que les gustaba. Si hace falta material escolar saldremos con ellos a comprarlo e iremos preparando días antes su mochila o carrito. Es aconsejable mochila con tirantes anchos y almohadillados y si tiene que llevar mucho peso es mejor la opción del carrito con ruedas.
Si los horarios “de verano” difieren mucho de los del curso escolar, empezaremos progresivamente a adelantar la hora de irse a la cama. Sin embargo es un buen propósito intentar mantener los desayunos tranquilos, que solemos hacer ahora, durante el resto del curso. Y para el recreo vamos a intentar llevar siempre fruta.

Los primeros días deberíamos acompañarles, sobre todo si son pequeños, aunque el resto del curso vayan en transporte escolar.
Recordad que tanto si van al colegio en autobús o en coche deberán llevar siempre el sistema de retención adecuado a su tamaño aunque el trayecto sea corto. Si van a ir caminando solos haremos el trayecto con ellos para recordarles las medidas de seguridad (pasos de peatones, semáforos, etc).

En cuanto a las actividades extraescolares no debemos someter a los niños a horarios maratonianos, es una buena opción practicar un deporte varios días a la semana y así tener tiempo para jugar, para hacer las tareas escolares y preparar el material del día siguiente, la ducha, hacer una cena familiar, sobre todo si comen en el comedor escolar, y hablar de cómo ha ido el día, hablar con ellos…e irse a la cama tranquilamente.

¡Feliz vuelta al cole!

Una respuesta a “El regreso al cole”

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *